jueves, marzo 19, 2009

Modernidad

La época en la que vivimos es más bien aburrida, cambia suavemente, sin saltos, sin revoluciones. Hace quinientos años el mundo aún parecia muy grande, hace mil era aún desconocido, ahora no es más que un pedacito de tierra en el que ya no cabemos. Todo lo cognoscible se sabe, y ya no parece haber mucho más allá, por lo menos hasta donde nuestro propio entendimiento permite imaginar. Habrá que esperar la próxima gran revolución, que seguramente la habrá.

1 comentario:

Pancho dijo...

si, tambien estoy seguro que abrá una nueva revolución..