domingo, enero 18, 2009

Tristeza



2 comentarios:

Enrique dijo...

Me recuerda el torrente sanguineo visto al microscopio. Sangre, vida...tristeza.

Manuel dijo...

Jamás he visto el torrente sanguíneo al microsocopio.